sábado, 11 de abril de 2009

Felicidades, Coxis





Tenía guardados estos joyones en la recámara para alguna entrada en tono festivo-petardo, pero creo que es el momento de utilizarlos. Pensé en dejar como regalo algo de Xanadú, pero este largo medley con Olivia Newton-John, Abba y Andy Gibb (a pesar del modelito infernal y el corte de pelo imposible, el tipo, el pobre, estaba un rato buenorro) no tiene desperdicio.

Feliz, feliz en tu día, coxis.

6 comentarios:

coxis dijo...

Iba a releer tu entrada sobre la calle Almirante con mi novio cuando nos encontramos con este inesperado regalo.

Muchas Gracias, madre mía, qué detalle tan bonito... Esto es lo bueno que trae el ciberespacio.

Además los vidéos (léase con asento suramericano) son galvanoplásticos y polarizantes, hay que ver cómo has calado mi estilo y mi idiosincrasia particulares.

Un detalle precioso.

Breckinridge dijo...

Es lo mínimo que podía hacer, te mereces esto y mucho más. Y que honor que le hagas leer mi blog a tu novio! Mil gracias galvanoplásticas y polarizantes! Un abrazo.

flashback dijo...

pues muchas gracias a ti por pasarte, la verdad es que no creo que sea para tanto, pero gracias.
Un saludo
iván

Notorious dijo...

Como voy con retraso, y me jode que me quiten así de repente el protagonismo, y además no tengo nivel intelestuá para saber qué coño es un vídeo galvanoplástico, así que, tras felicitar al homenajeado, vuelvo a la entrada de mi cumpleaños, en plan Umbral ("yo he venido aquí a hablar de mi libro", esta aclaración es para Pandora, que si no luego pregunta que qué dijo Umbral; y Dante lo que dijo fue que a los cuarenta estabas en la mitad del camino de tu vida, a mí sí me da vértigo pensar que, lo que te queda va siendo menos que lo que ya has recorrido...) Bueno, al grano. El regalo estrella ha sido un reloj muy bonito de una de las tiendas favoritas del autor de este blog. Dicho asín no queda muy tal, si supiera colgar fotos ibais a ver lo chulo que es.
La entrada de la calle Almirante tb. me ha gustado mucho. Y tengo ganas de ver Los abrazos rotos, por ahora eres el único que conozco a quien le ha gustado.
Besos

Stanwyck dijo...

En mi primera adolescencia, tuve sueños eróticos que eran como estos vídeos. Más o menos, por la época galvanoplástica y polarizante de los primeros electroduendes, cuando no tenían programa propio.

Pandora dijo...

Querida, lo de que a los 40 todavía te queda la mitad del camino es mucho suponer...
Y en Africa aprendes, como tu sabes, que el tiempo no es existe...